lunes, 16 de enero de 2017

¡MIRA MÁS ALLÁ!

Mirada, rostro, cielo, suelo

"No mires atrás, no mires a los lados, ni  tampoco lo superficial"

Buenos días, tardes, noches mis queridos amigos y lectores...

Una mañana gélida salimos a pasear.
El paisaje era tan típico del invierno así como su temperatura. 
Era un día con una niebla densa y temperaturas que rozaban los cero grados, pero de todas formas, determinamos salir a capturar el momento. 
Una brisa fría y húmeda nos acariciaba el rostro; en el ambiente se podía sentir una calma y serenidad que te envolvía, al mismo tiempo que te asustaba; gotas cristalizadas en su apariencia sobre la ramas de los árboles y tejados, el color predominante sobre toda la faz era el gris y solamente el gris.

Niebla, frío, gris, invierno, humedad, estaciones, sublime, admirable,

Una amiga y hermana en la fe me preguntaba días después: 
-¿cómo puede gustarte el invierno? este frío, esta humedad ¡Ufff!
Lo cierto, es que cada una de las estaciones me parecen sublimes, tanto como quien las creó. 
No es difícil percibir lo admirable en aquellas cosas que nos desagradan, solo tienes que mirar más allá
No mires atrás, no mires a los lados, ni tampoco lo superficial, sino... ¡mira más allá!.

Hay un dicho muy popular que me gusta mucho: "Con los pies en la tierra y la mirada en el cielo" esto es para mí mirar más allá.

"Alcen los ojos y miren a los cielos:
    ¿Quién ha creado todo esto?
El que ordena la multitud de estrellas una por una,
    y llama a cada una por su nombre.
¡Es tan grande su poder, y tan poderosa su fuerza,
    que no falta ninguna de ellas!" 

(Isaías 40: 26)


¡Mira más allá del horizonte que ves!

Amigos y lectores, no olvidéis compartir si os ha gustado y así me ayudaréis a que otras personas me conozcan, cuídense mucho y chaito

María Soraya