martes, 22 de noviembre de 2016

¿UN MONSTRUO VIENE A VERME? ¡Te cuento mi secreto!

vida, verdad, arbol

"La Verdad a veces tan dolorosa... ¿como enfrentarla o encararla?

Queridos lectores y amigos:
Buenos días, buenas tardes, buenas noches...

Hoy me gustaría hablaros sobre una película que vi hace unos días en el cine, para ser más exacta en la fiesta del cine. Dicha película es aquella que ha hecho taquillazo y ahora es la película más vista del  2016, ¿sabes a qué película me refiero? "Un monstruo viene a verme".

He leído las críticas y hay de todo, ¡como en botica!
Algunos críticos dicen a favor: la delicadeza con que está narrada; Venciendo verdades; Crecer ante la muerte; Monstruosa realidad; Repelente a la vez que ejemplar, etc.
Otras críticas son negativas: No vayas a ver el monstruo, engendro comercial; Ni blanco ni negro... gris; Hueca; ¿Sensible o sensiblera?, etc.

A mi particularmente me encantó. Es una de esas películas que creo que no olvidaré jamás. Se trata de "un chico demasiado mayor para ser un niño, demasiado joven para ser un hombre", que sufre en la soledad  la terrible enfermedad terminal de su madre, el acoso físico y psicológico por parte de sus compañeros, y el apoyo condicionado por parte de su padre separado de su madre que ha rehecho su vida formando una nueva familia sin que el chico tenga un lugar en ella. 

El drama gira entorno a estos sufrimientos pero sobre todo, gira entorno a una verdad que le hace más daño incluso que la propia realidad. Una verdad tan profunda, tan dolorosa y al mismo tiempo tan legítima, como es desear que el dolor se acabe;  para ello el muchacho crea un mundo de fantasía y así escapar de los problemas con la ayuda de un monstruo, que no es ni más ni menos que su "Yo" interior, el cual lejos de ayudarle a escapar, le exige enfrentar la verdad además de todos sus miedos y temores.

En este viaje por la vida, Las Verdades suelen ser en ocasiones dolorosas, pero sin duda alguna nos tocará enfrentarlas y encararlas, la pregunta es... ¿cómo?

Yo te voy a contar mi secreto que es mucho más fácil y sencillo que crear un monstruo para hacer frente a los avatares de la vida.
Entro en mis aposentos, cierro la puerta y allí en lo más íntimo de mi alcoba me postro literalmente y derramo mi corazón ante el Único Espectador que puede ayudarme. Posteriormente siento una renovación inexplicable e indescriptible, produciéndose exactamente como dijo Jesús: "DESCANSO"
"Vengan a mí todos ustedes que están cansados de sus trabajos y cargas, y yo los haré descansar.(Mateo 11: 28) 

Esperando que esta pequeña reflexión te haya gustado, me hará muy feliz si la compartes, puedes darle a me gusta y dejar tu comentario, el cual estaré encantada de contestar. Lo que quieras hacer me parecerá genial.
UN ABRAZO y chao, chao, chao

María Soraya